¿Por qué las personas ya no escriben en cursiva?

Por Yerlin Tovar (@yerlinT_)

         Desde que somos pequeños y durante nuestra educación escolar, el aprender a escribir en cursiva tiene una gran importancia y se le suele invertir bastante tiempo y esfuerzo, sin contar las largas caligrafías diarias y los distintos métodos para embellecer la escritura a mano.

         Según la opinión de psicólogos, pedagogos y especialistas en temas de grafología consideran que éste estilo cursivo sin duda ayuda al adiestramiento del cerebro, permitiendo procesar de una manera más fluida la información y condensar mejor las ideas ya que no existen interrupciones al momento de escribir, lo cual ayuda al desarrollo psicomotriz.

         A pesar de todos los beneficios que concibe la acción de redactar en cursiva, al pasar el tiempo y mientras vamos creciendo comenzamos a cambiar la forma de la escritura y hacerla más nuestro propio estilo y comodidad.

        A través de entrevistas realizadas 12 de cada 15 personas que ya no escriben en cursiva coincidieron en las siguientes razones:

  • Es muy lento: Muchas personas consideran que el escribir a molde o script les permite fluir mejor con la redacción y al aplicarlo demoran menos tiempo que en cursiva.
  • No es entendible: Por otra parte, algunos afirman que es más complicado entender lo que escriben en cursiva, y coinciden en que utilizar la letra a molde es más sencillo de leer para ellos mismos, como para otras personas que necesitan de sus apuntes.
  • Se ve muy mal: Igualmente, el escribir corrido y de manera muy rápida muchas veces no se logra tener una caligrafía estéticamente bonita y legible, y prefieren simplemente evitar usarla.
  • No es buena para otros idiomas: Así mismo, cuando se desea escribir o aprender otro idioma, muchos afirman que la letra cursiva no es la recomendada si deseas entender mejor y de manera más fácil.
  • Facilidad para cansarse: Muchas veces el escribir corrido implica que la mano se canse más fácil y llega un punto en que prefieren dejar de hacerlo para eludir la incomodidad que les produce.
  • Obligaciones innecesarias: Del mismo modo, personas aseguran que cuando pequeños les obligaron mucho a usar la letra cursiva como su estilo de escritura, y que llegó un punto en sus vidas en que decidieron dejarlo porque sentían mayor libertad y menos directrices para escribir algo.

         De esta manera, el escribir corrido muchas veces ayuda a fortalecer la memoria. Sin embargo, los avances tecnológicos, la rapidez y lo práctico de las personas deja a un lado esta habilidad, y el estilo cursivo no se escapa de ello. De hecho, en los últimos años el índice de personas que escriben en cursiva ha disminuido en comparación a las personas que escriben en forma de molde o script.

            Recuperar la habilidad de escribir a cursiva en efecto va a lograr altos beneficios a la vida, que en definitiva ayudarán a reconciliarnos con el arte de escribir a mano teniéndola presente todos los días y de manera constante.

               Y tú, ¿de qué manera escribes?

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading...