El arte que hace vivir

Por Jorge Flores Riofrio (@floresriofrio)

La definición de arte es uno de los debates académicos más longevos y más tratados de la historia del pensamiento, puesto que su contenido subjetivo sobrepasa cualquier teorización que se queda insuficiente frente a un término tan amplio. Por esta razón es que encontrar su utilidad social y clasificarla bajo los estándares conceptuales de nuestra época, es una empresa que parece estar destinada al fracaso.

El arte es la expresión de la belleza. ¿Y qué es la belleza? ¿Cómo encuadrar el sentido de estética bajo un estándar inmutable, cuando el ser humano está en un constante evolucionar social e individual? Las respuestas han quedado desde hace siglos insuficientes, limitadas, condenadas a la imprecisión.

La falta de consenso acerca del concepto arte no le quita su carácter social, puesto que al ser parte de la humanidad, lo individual y lo colectivo se entretejen en su aplicación. Es un catalizador para la expresión interna y al mismo tiempo, un medio que permite la empatía entre personas, que se identifican con las emociones expresadas por medio de cualquier manifestación artística. En otras palabras, como lo describiría el escritor ruso León Tolstói: “Toda obra de arte pone en relación al hombre a quien se dirige con el que la produjo, y con todos los hombres que simultánea, anterior o posteriormente, reciben la impresión de ella”.

Anudado al pensamiento del famoso novelista, el actor y director de cine, Marcel Barragán, se concibe el arte como una manifestación humana, capaz de trasmitir valores positivos a los demás. Valores que luego puedan desencadenar la acción de las personas, que gracias a las creencias trasmitidas, decidan hacer algo bueno por los otros y encontrar soluciones existenciales, que les permitan vivir con mayor calidad de vida. Por eso nació la idea de escribir el guión para una película que el 21 de febrero presentó un demo en una de las salas de Cines Unidos del Centro Comercial Líder en Caracas, cosa que permitió ver una muestra de los conceptos filosóficos, que quiere trasmitir el director venezolano por medio del arte.

La película que busca ser producida se llama ¡Yo! Cuando el cielo está en la tierra, un film que cuenta la vida de un escritor frustrado que, en medio de una crisis económica muy fuerte, intenta escribir un libro que lo saque de su apuro, encontrándose con el “mal de la página blanca”, llenándose de rencor contra la existencia y contra Dios. En medio de sus recriminaciones a la divinidad, frente a su escritorio el sueño lo domina, por lo que su cabeza y sus brazos reposan cercanos al computador, hasta que alguien toca a la puerta. De allí en adelante una serie de personajes que van personificando sentimientos y creencias, que moldean la vida de Mel (el protagonista) y a los que decide enfrentar, para poder construir una buena historia y vivir más satisfecho consigo mismo.

El demo no muestra escenas de la película, sino una síntesis del argumento del futuro film, para que patrocinantes interesados en invertir en la obra pudieran tener una muestra de un largometraje que trabaja con un entretejido de pensamientos basados en las teorías de la terapia Gestalt y con la música como una de las manifestaciones artísticas, con la capacidad de conectar a los seres humanos, a sentimientos que liberan a las personas, de creencias que los mantiene aferrados a lo que algunos psicólogos llaman “vórtices descendentes.”

El encargado de crear la banda sonora es el reconocido director y compositor Giancarlo Castro D'Addona, quien durante su trayectoria, ha ido acumulando diferentes premios internacionales y que, comprometido con el país, se suma al equipo de Barragán, para realizar una obra que demuestre que en Venezuela se pueden producir películas de calidad y que al mismo tiempo sirvan para romper con aquella cárcel impuesta por la desesperanza aprendida en estos últimos años.

Durante la rueda de presenta luego de la proyección, el director y escritor del filme contó como el año pasado, debido a muchas circunstancias, debió paralizar un proyecto que narraría una historia ambientada en varios lugares del país, acompañada con la música compuesta por el maestro Castro D’Addona: “Al frustrarse la película por diferentes motivos, me puse a escribir ¡Yo! para no dejar en nada los esfuerzos con Invicta, la película que estábamos produciendo. A los pocos meses, estábamos grabando el demo para este largometraje. Pude darme cuenta”. El cineasta, que es además presidente de la fundación “Mundo Ayuda”, expresó su deseo de, con esta obra, ser una posibilidad para ayudar a otros venezolanos a soñar.

La presentación no fue solo una demostración del proyecto, sino que principalmente sirvió para el otorgamiento de unos donativos a niños y jóvenes con discapacidad motora: “Más que donativos, esto es un agradecimiento, porque ustedes nos ayudan a que sigamos soñando”, dijo el presidente y fundador de “Mundo Ayuda” mientras miraba a los jóvenes con discapacidad que desplegaban unas amplias sonrisas, haciendo que los aplausos inundaran la sala de cine, llena de personas que salieron con el corazón rebosante de esperanza al terminar el evento.

Ciertamente, el arte no puede cambiar el mundo. Afirmar algo así es errar como tantos otros. Sin embargo, sí podemos esperar que por medio de él trasciendan creencias positivas en la vida de las personas, quienes son los responsables de hacer un mundo mejor. Personas comunes, personas que sufren, que sienten, que lloran, que al momento de afrontar las circunstancia, puedan gracias a lo que han recibido de un artista lleno de pensamientos y sentimientos positivos, actuar en bienestar de los demás, al sentir placer en hacer algo bueno por otros. Ese es el planteamiento de la fundación “Mundo Ayuda”, que con la participación de artistas como Barragán o el maestro Castro D’Addona, van generando espacios para la reflexión y la construcción de un mundo que se parezca, aunque sea poco, al cielo que cada uno pueda imaginar.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Loading...